Seleccionar página

Gema García Navarro

Con una experiencia de más de 15 años dedicado a puestos de responsabilidad comercial tanto en empresa de carácter nacional como multinacional, de los cuales, más de 9 años se desarrollan en el mundo de la educación.

Es la creadora de Proyecto MIA (soluciones formativas y culturales ) donde ocupa el cargo de Directora Comercial y Desarrollo: comercializando y poniendo en marcha la gestión y realización de todo tipo de actividades, eventos y servicios educativos y culturales conjugando creatividad e innovación para todos

Licenciada en Ciencias Políticas y Sociología, con un experto universitario en Inteligencias Múltiples y Certificado de profesionalidad en Dinamización, programación y desarrollo de acciones Culturales.

Mis datos de contacto son:

móvil y correo electrónico:

Mi objetivo es implantar metodologías para colocar a la persona en un entorno en el que quieran aprender y descubrir de forma natural sus talentos individuales y verdaderas pasiones de cada uno.

Una experiencia única donde se trata de “aprender a aprender” en una cultura que mezcle el teatro con otras disciplinas para trabajar la comunicación y habilidades sociales.  Se trata de una enseñanza socializadora para trabajar «soft skills»: por un empoderamiento individual, colectivo y empresarial.

Mi idea de crear Proyecto MIA surge de la necesidad de una mayor autonomía en gestión cultural para desarrollar todo tipo de eventos y actividades de carácter innovador, con capacidad de educar en una convivencia inclusiva, en busca de entornos cooperativos o colaborativos.

Con todo ello, quiero tender un puente de aprendizaje a nivel cultural: con el objetivo de asegurar que todo el mundo recibe una educación que maximice su determinado potencial intelectual, y que, cada vez haya más personas que se desenvuelvan de manera activa y constructiva en los distintos escenarios de su existencia.

Trato de superar los servicios que presto, por lo que, priorizo en el detalle cada una de las evaluaciones de evento o actividad acaecidas, con la idea de superarse en la siguiente.
Trabajo en línea con la neuroeducación donde se defiende que «el aprendizaje no es completo si no se cultiva habilidades más aficiones.
Con especial hueco en mi corazón al teatro como un instrumento para la educación en valores, el autoconocimiento y el desarrollo integral de la persona.

Trabajo con total dedicación para la empresa, por lo que disfruto del día en un entorno con un inmejorable ambiente gracias al colectivo de profesionales que hacen de Proyecto MIA una empresa de calidad, confianza y profesionalidad.

Necesitamos hacer entre todos nosotros no una reforma de la educación, sino una transformación: compartamos ideas que funcionan y establezcamos bases comunes para el cambio.